Fiestas Patronales y de Moros y Cristianos 

Fiestas Patronales

Dedicadas al Patrón de la localidad San Vicente Ferrer, personaje que predicó en estas tierras en 1.411, cada año desde el s. XVI los savicenteros celebramos este hecho en torno a la festividad del santo.

Las Fiestas empiezan oficialmente con el Pregón, viernes previo al día de San Vicente.

El sábado por la mañana se celebra a Fiesta de la Flor donde se reparten cientos de claveles con la compañía de los “nanos” o cabezudos al son de la música de dolçaina y tabalet. La misma tarde se celebra la Entrada Cristiana, desfile encabezado por las Reinas de las Fiestas patronales, junto a su homónima infantil, la Reina de la Primavera, acompañadas ambas de sus respectivas Cortes de Honor.

El domingo por la mañana el protagonismo es de los más pequeños con el Entrada infantil. A las doce de la noche, se celebra los Gozos al Patrón, donde la imagen del Santo sale a la puerta y es vitoreado con cánticos, revuelo de campanas y fuegos artificiales.

El día grande de fiestas, lunes de San Vicente Ferrer, se rinde homenaje a dicha figura a través de múltiples actos religiosos como la Ofrenda, Mascletà, Eucaristía y Procesión.

A lo largo de la semana, se celebran los Regocijos Populares consistentes en concurso de dibujo y redacción, juegos de mesa, concursos de disfraces... y por las noches actuaciones de teatro y musicales

El sábado por la noche, se celebra el Correfoc en el que la magia y los fuegos de los demonios impregnan las calles del municipio de azufre.

El domingo por la mañana está la representación de los Milagros de San Vicente Ferrer y la Mascletà infantil. Por la noche, el Baile del Farol lleno de parejas ataviadas con mantones de Manila. Las doce de la noche pone fin a un intenso programa intercalado con los actos de Moros y Cristianos.

Dicha simbiosis en la que se conjugan ceremonias religiosas con actos de otra índole cultural hace de estas fiestas una joya única en la provincia de Alicante que merece la pena conocer.

Moros y Cristianos

El viernes, el mismo día del Pregón, tiene lugar la Entrada de Bandas, donde la “Música” de las comparsas con sus Presidentes al frente y los Capitanes de sus banderas, desfilan al compás del pasodoble. Todas las bandas que participan se concentran al final del recorrido para ofrecer el Himno de San Vicent.

El sábado se celebra la Entrada Cristiana, desfile de lujosos atuendos de las diez comparsas que representan al bando cristiano encabezado por las Reinas de las Fiestas Patronales. Destacan los boatos de los capitanes generales y el alférez del bando moro que tienen su protagonismo al día siguiente. A continuación la Embajada Mora, constituye un parlamento a las puertas del castillo donde se intentará sin éxito negociar la rendición. Declarada la guerra, una lucha cuerpo a cuerpo da la victoria al bando de la media luna.

El domingo por la mañana el protagonismo será de los más pequeños con la Entrada Infantil. Ya por la tarde la Entrada Mora con su sobrio y suntuoso desfile da paso a las diez comparsas representantes del Bando Moro.

El lunes de San Vicente, tanto el bando moro como el cristiano, acompañan en todos los actos que se rinde homenaje a nuestro Santo Patrón, siendo el día grande también de las Kábilas. Por la tarde, se visitan las Kábilas de los cargos festeros (Capitanes Generales y Alferecía) acompañados de las bandas de música.

Por último, el martes a mediodía la Embajada Cristiana con la posterior batalla, permitirá a los representantes de la cruz reconquistar de nuevo el castillo. La Charanga, un desfile de disfraces, relaja el ambiente de batalla aportando colorido, alegría y positivismo a lo que será el fin de las fiestas de Moros y Cristianos.

Ver programa